El Jesucristo gay de Netflix: La película que llega a los tribunales

Próximos estrenos

Hay ocasiones en que es mejor mantener la boca cerrada. Y lo sucedido con la última producción de Porta dos Fundos es un ejemplo de ello. Si la Asociación de Abogados Cristianos no hubiera denunciado a la productora, probablemente su vídeo habría pasado casi desapercibido.

Pero empecemos por el principio. Porta dos Fundos es una productora brasileña de vídeos de comedia, normalmente emitidos en Youtube. Su forma de hacer sátira les ha valido millones de seguidores. A día de hoy, son uno de los canales brasileños más visionados.

Ya desde poco después de su creación, en las navidades de 2013, sembraron polémica. El vídeo que llamaron Especial de Navidad era una sátira a la virginidad de María, entre otras cosas. Y aunque la mayoría de sus vídeos no son en esa línea, aquello se ha repetido varias veces.

Todo esto podrían ser simples anécdotas. Pero la última producción de Porta dos Fundos ha sido en asociación con Netflix. Y junto a ese gigante del streaming, llegó la difusión mundial. La última tentación de Cristo (aquí puedes ver parejas gays antigüedad) nos presenta a Jesús volviendo tras su viaje de 40 días al desierto.

Al llegar a casa, le espera una fiesta sorpresa para celebrar su 30 cumpleaños. En ella María y José planean explicarle que él fue adoptado por su padre, y que fue engendrado por Dios. Pero Porta dos Fundos no se detuvo ahí. En esta película, Jesús llega acompañado de Orlando, un «amigo» de formas amaneradas que resulta ser el diablo.

Por supuesto, eso es más de lo que muchos han podido soportar. La idea de un Jesucristo gay que tiene sexo con el diablo, entre otras cosas, ha hecho estallar a muchos grupos. En España la Asociación de Abogados ha presentado denuncia, y Hazte Oír ha puesto el grito en el cielo. Nunca mejor dicho. Incluso han creado una petición en change.org y movilizado al boicot.

Pero con todas estas reivindicaciones lo que han conseguido es justo lo contrario. Ahora muchas más personas han oído hablar y han visto la película. Los que querían evitar su viralización, la han provocado. Y lo mismo ha pasado en otros países del mundo.

No es la primera vez que Porta dos Fundos acaba consiguiendo viralizarse precisamente por esto. Más inteligentes fueron los de la cadena de restaurantes de comida rápida Spoleto. Cuando Porta dos Fundos hizo un vídeo ironizando sobre ellos, la cadena aprovechó su viralidad y lo tomó como publicidad.

Incluso pasaron a contratarlos para grabar dos nuevos vídeos publicitarios más para ellos. Por supuesto, sería demasiado pedir que los sectores asociados a la Iglesia hicieran algo similar. Que vieran algo de bueno en un vídeo comedia, y buscasen cómo acercarse a esta sociedad moderna.

Para nosotros la conclusión es clara. Si tanto les molesta que alguien se imagine a Jesús como homosexual, lo mejor que pueden hacer es callárselo. Es lo mejor para ellos, y a nosotros nos evitarán más de un dolor de cabeza. Aunque algo tenemos que agradecerles. Sin ellos armando jaleo, quizá no habríamos pasado el buen rato que Porta dos Fundos nos ha regalado.

Últimos cortos gays
Lo que no sabías de...

The Stonewall

The Stonewall. Revista de Contenidos LGBTI en España.