Hungría sigue el ejemplo de Rusia y presenta una ley contra la propaganda homosexual

El primer ministro Vikto Orban presentó el pasado jueves nuevas enmiendas legislativas orientadas a prohibir la promoción de la homosexualidad o la transexualidad entre menores de edad. Así ha sido publicado dentro de la web oficial del Parlamento.

Las respuestas a esta propuesta no se hicieron esperar. Cinco oenegés, Budapest Pride o Amnistía Internacional elaboraron un contra-comunicado señalando los peligros de esta nueva propuesta: «Es similar a la ley rusa contra la propaganda homosexual».

Esto se reflejará entre otras cosas en la prohibición a que grandes empresas como Coca-cola incluyan a personas LGBT en sus campañas o que incluso muestren apoyo a la defensa de sus derechos. También será extensible al mundo de la literatura (en 2020 una recopilación de cuentos sobre homosexualidad despertó la ira de las autoridades).

«De adoptarse este tipo de medidas, la libertad de expresión y los derechos de los niños se verán limitados. Hungría está copiando los modelos dictatoriales de Rusia o China que van en contra de los valores europeos». Agregaron en el contra-comunicado.

Lo más ridículo de todo esto es que estas medidas forman parte de un programa contra la pederastia. Como consecuencia, esta propuesta ley claramente anti-LGBT se desarrolla dentro de un entorno de recrudecimiento político bajo la estela de Viktor Orban, firme defensor de los valores cristianos tradicionales.

Ya el pasado año se adoptó una nueva implementación legal en la que se definía la noción tradicional de familia y género prohibiendo tajantemente la adopción a parejas del mismo sexo.

Últimos cortos gays
Lo que no sabías de...

The Stonewall

The Stonewall. Revista de Contenidos LGBTI en España.