El Club nocturno Pulse Orlando podría convertirse en un monumento nacional. Así figura en el proyecto de ley que se ha aprobado en la Cámara de Representantes de Estados Unidos.

2016. Un hombre armado se adentra en el club Pulse con una pistola matando a 49 personas y dejando a 53 más heridas. El suceso fue motivo de conmoción a nivel internacional y aún hoy permanece como un símbolo para la comunidad LGBT.

La iniciativa de convertir el lugar de la matanza en un monumento nacional ha sido propuesta por los integrantes del partido demócrata Val Demings, Stephanie Murphy y Darren Soto.

“Orlando Strong se ha convertido en algo más que un eslogan. Hoy supone una verdadera promesa para no olvidar nunca aquello que perdimos y a todas las personas que fueron heridas aquella triste noche. Convertir Pulse en un monumento nacional nos ayudará a recordarnos la promesa de cambiar las cosas y de honrar la memoria de las víctimas. Pulse era un lugar para el compañerismo nocturno, la diversión, la familia y la amistad. Cosas tan fundamentales…”.

La Cámara ha votado para honrar la memoria de los ’49 ángeles’ que perdieron la vida en el horrible tiroteo. Darren Soto se dirigió a la Cámara y dijo: “Hace casi 5 años que 49 ángeles perdieron la vida y muchos otros, 53, fueron heridos por un pistolero trastornado. Este acto de odio y horror contra nuestra comunidad podría haber sido motivo de divisiones. Sin embargo, nos hemos unido más que nunca. Orlando ha jurado no olvidar jamás lo que perdimos aquella noche. Lo ocurrido aquella noche fue una tragedia nacional e internacional”.

Stephanie Murphu agregó que tienen el deber de honrar la memoria de las víctimas a partir de un monumento que refleje el mismo amor, aceptación y espíritu de comunidad que encarnaban las víctimas y que encarna la comunidad LGBT. “Servirá como un lugar de curación para aquellos que lograron sobrevivir y será un símbolo de una nación más incluyente y segura. Con este monumento, Estados Unidos dice que no dejaremos que el odio gane y que jamás olvidaremos a las víctimas“.