Sassy Science: ¿La primera drag queen científica?

Su historia es digna de un interesante documental lgbt y no deja a nadie indiferente. La estructura atómica del grafeno, el que se supone será el material del futuro, es el principal protagonista en una diadema que sujeta su cabello y en un collar que resalta su feminidad. Aunque, ella misma declara que tiene un cuerpo muy peludo y luce a la vez su barba, no duda en vestir los mejores vestidos y lucir bellos maquillajes con peluca. Sassy Science se sube en unos gigantes tacones cada día y se maquilla durante un buen rato para a continuación divulgar contenidos científicos.

Esta drag queen de poblada barba se ha convertido en toda una celebridad dentro de la plataforma de Youtube a través de su magnífico canal. Dentro de él podemos encontrar una enorme cantidad de vídeos explicativos en un perfecto inglés sobre las teorías más complejas de física o química.

Y debajo de su pseudónimo se encuentra Mario Peláez, un joven que entró en contacto con el mundo de las drag queens hace un par de años a través de la asociación Somos LGTB+ de Aragón. En poco tiempo se ha convertido en todo un referente por varias razones. En sus discursos, además de encontrar una enorme cantidad de conocimientos y teorías científicas, también podemos disfrutar de una filosofía feminista. En sus discursos, Mario denomina reinas a aquellas mujeres científicas que a lo largo de la historia han sido discriminadas por la comunidad científica sólo por el hecho de ser mujeres.

Sassy science
Sassy Science a las puertas de la facultad de ciencias.

Sassy Science: Una drag queen que rompe esquemas

Al final, estamos hablando de algo que ocurre dentro de cualquier campo profesional. ¿Cuántas mujeres hemos visto en nuestros libros de matemáticas, ciencia, música o arte? Muy pocas. En nuestros libros de texto nunca ha habido sitio para las mujeres como agentes importantes de cambio y que realizasen grandes aportaciones a la cultura.

Es este uno de los motivos por los que Mario ha decidido unir sus dos pasiones: La ciencia y el mundo drag. Y es que este joven no tiene ningún reparo en vestir con las mejores galas para subirse al púlpito y divulgar ciencia sin complejos en congresos científicos repletos de cientos de asistentes que le miran atónitos.

Sin duda, Mario es una de esas personas que nos ayudan a derribar prejuicios antiguos y desfasados. Una drag queen no tiene por qué dedicarse al mundo de la noche y para ella no está vetado ningún tipo de rama profesional.

Ni la ciencia, ni la ingeniería, ni la física, aunque esto haya sido un terreno de hombres heterosexuales durante mucho tiempo. De igual modo, los hombres gays, las mujeres, lesbianas, transexuales, intersexuales o travestis, pueden perfectamente desempeñar una vida a la luz del día, con profesiones totalmente estandarizadas.

Últimos cortos gays
Lo que no sabías de...

The Stonewall

The Stonewall. Revista de Contenidos LGBTI en España.