¿Recuerdas el momento en el que saliste del armario con tus amigos? Probablemente sí, ese tipo de cosas nunca se olvidan. Probablemente antes de dar el paso meditases mucho la forma de hacerlo. Seguramente sentiste nervios, inseguridad y miedo a sufrir el rechazo de tus seres queridos. Y es que ese paso tan importante puede convertirse en toda una odisea sobre todo si creciste en una generación menos tolerante, o en un pueblo de escasos habitantes y una mentalidad más cerrada.

Las personas que no lo tuvimos fácil nos vemos especialmente conmovidas con las nuevas generaciones. Resulta súper reconfortante y bello ver cómo los jóvenes de hoy en día tienden a tener una perspectiva más amigable con el concepto de diversidad.

@flejepecosa ha compartido a través de Twitter una preciosa experiencia. ¡Ha podido percibir como un niño confesaba a su mejor amigo que le gustaban los niños y no las niñas! Y lo que es más bonito aún… La bonita respuesta de su amigo.

“Acabo de presenciar como un niño ‘salía del armario’ con su amigo y mi corazón se ha llenado de ternura.
Niño 1: Oye, ¿hablamos de chicas?
Niño 2: Es que a mí no me gustan las chicas, me gustan los chicos.
Niño 1: Vale, pues tú hablas de chicos, y yo de chicas”.

Este maravilloso tweet nos ha alegrado el día… ¡Estamos seguros de que a ti también!

Fuente